informa
11/04

Consumidor chileno: Aprendiendo a comprar con criterios ESG

Concibe los aspectos medioambientales, sociales y de gobernanza como relevantes siempre que mantengan una adecuada relación precio calidad. E impactan en la compra, sólo cuando hace referencia a su entorno inmediato.

El consumidor chileno “no muestra una preocupación tan evidente”, advierte el estudio realizado por la consultora Thinking Heads que apunta a entender cómo diferentes aspectos derivados del concepto ESG impactan en la decisión de compra.

“Tiene una preocupación pretendida, pero alejada de la toma de decisiones”, sentencia el informe al detallar, eso sí, que no es aplicable de forma similar a todos los sectores. “Hay algunos a los que les exige más y otros a los que no se les considera relevante”, sostiene.

La realidad es esta: el consumidor concibe los aspectos ESG como relevantes siempre que mantengan una adecuada relación precio-calidad. Y estos conceptos impactan en la compra “cuando hace referencia al entorno inmediato del consumidor”.

Thinking Heads admite que la intención de compra del consumidor se mueve principalmente por el valor que perciben del producto o servicio (la experiencia) y sólo de manera secundaria entran consideraciones como la ética y lo social.

El estudio analizó cinco sectores preponderantes en el día a día del consumidor: foods & beverage, energía, banca, telcos y retail. Y conluyó que el nivel de exigencia para cada uno de ellos es variable. A retail y alimentación se les pide menos en materia ambiental que al sector banca y telecomunicaciones, por ejemplo.

“El comportamiento ético de las compañías es clave, de forma declarativa, para el proceso de compra y el precio-calidad toman un papel aparentemente secundario, muestra el informe. Vale la pena echar una mirada.

El análisis que  consideró una muestra de 1.250 personas representativas de las 16 regiones del país advierte que el consumidor declara que pondera el comportamiento ético de las marcas, dejando en un lugar secundario al precio o la calidad de los productos. Lo que más aprecia es  lo que aportan las marcas al desarrollo de la economía . Las políticas de género, diversidad, reducción de emisiones de contaminantes o uso de energías limpias, no figuran entre las primeras preferencias de los encuestados.

Revisa el estudio completo aquí.

Compartir